Ayurveda

El Am o Ama y el concepto de enfermedad en el Ayurveda

El Ayurveda hace hincapié continuamente en el concepto de equilibrio. El equilibrio es la base de la salud. Quebrándose el equilibrio, es todo el proceso metabólico el que se quiebra. Esa quiebra de nuestro metabolismo provoca que se genere un elemento fisiológico que recibe el nombre de Am o Ama.

El Am o Ama vendría a ser algo así como el alimento no digerido, es decir, una sustancia pegajosa que obstruye los canales del cuerpo o srotas. Esa obstrucción de los srotas provocada por la acumulación de Am o Ama es el origen primero de las enfermedades y dolencias del ser humano.

El Am se forma en el estómago por una deficiencia de Agni. Cuando el fuego digestivo no funciona como debiera, cuando no consigue estimular la digestión, cuando no logra digerir bien los alimentos, aparece el Am.

¿Qué puede hacer que el Agni no funcione bien? Comer en exceso o demasiado poco, por ejemplo. O el exceso de frío y de sustancias líquidas. O el exceso de alimentos pesados. O el comer sin haber digerido del todo la comida anterior. O el exceso de actividad física. O la falta de ésta. O motivos psicológicos y sentimientos como el miedo, la envidia, la cólera, la angustia, la tristeza, el sufrimiento. Cualquiera de estos motivos podría bastar para debilitar el Agni y, por ello, para provocar la aparición del Ama y para activar el proceso que conduce a que el Am se acumule en los canales o srotas corporales.

La acumulación de Ama (esto es, toxinas) en los intestinos impide que se asimilen y absorban los alimentos correctamente. Las toxinas, así, pasan a la sangre, que las va distribuyendo por todo el cuerpo tendiendo aquéllas a acumularse en los puntos más débiles del organismo. Acumuladas allí, las toxinas debilitan los órganos, reducen el sistema inmunológico de la persona y se manifiestan como un determinado tipo de enfermedad.

Síntomas de la acumulación del Ama

Entre los síntomas que puede producir la acumulación aguda del Ama en el organismo podemos encontrar los siguientes:

  • Debilidad.
  • Pesadez corporal.
  • Pesadez de cabeza.
  • Letargo.
  • Indigestión.
  • Expectoración.
  • Exceso de salivación.
  • Estreñimiento.
  • Retención de orina.
  • Inhibición del sudor.
  • Fatiga.

Ama puede asociarse con cualquiera de los tres doshas. Cada una de esas asociaciones provocará una serie de síntomas y problemas diferentes.

La asociación de Ama y Vata, por ejemplo, causará hinchazones y obstrucciones en todo el cuerpo. En estos casos, el abdomen o las articulaciones suelen verse especialmente afectadas.

La asociación de Ama y Pitta, por su parte, provoca que sangre y sudor se vuelvan malolientes, pesados y espesos o viscosos.

Finalmente, la asociación de Ama y Kapha hace que sean los fluidos por los que Kapha circula (saliva, mucosidad y líquido sinuvial) los que se vuelvan espesos, viscosos y pegajosos.

Etapas de la enfermedad según Ayurveda

Una vez que se ha instalado el Am en nuestro organismo, Ayurveda reconoce 4 etapas dentro de una enfermedad:

  • La primera etapa de la enfermedad recibe el nombre de Chaya. En esta etapa el Ama empieza a acumularse en el intestino delgado. La persona, en esta fase de la enfermedad, se siente pesada y con el vientre hinchado. En esta fase, además, la persona puede mostrar un aspecto pálido. Si se desea atajar la enfermedad cuanto antes, ésta es la mejor fase para hacerlo.
  • La segunda etapa recibe el nombre de Pirakopa. No habiendo atajado el mal en su inicio, el Ama que se ha acumulado en el intestino delgado empieza a diluirse y, con ello, empieza a pasar al torrente sanguíneo. La persona, llegada a esta fase de la enfermedad, experimenta sensaciones de sed y ardores, así como gases.
  • Prasana es el nombre que recibe la tercera fase de una enfermedad según Ayurveda. La palabra sánscrita Prasana puede ser traducida aproximadamente como expansión y expandirse es, precisamente, lo que ha hecho el Ama o las toxinas en esta fase. ¿Por dónde? Por el sistema respiratorio, el circulatorio y las articulaciones. En esta fase, la persona toma realmente conciencia de su enfermedad al padecer náuseas, cólicos o falta de apetito.
  • La cuarta etapa de la enfermedad según Ayurveda (y que recibe el nombre de Sthana sanskrya) es aquélla en la que, de manera ineludible, la persona acude al médico. Y es que, en esta fase, la toxina o Ama ya ha encontrado su ubicación y ahí donde se acumula facilitando que los virus y bacterias se reproduzcan

Para Ayurveda, la manera de acabar con la enfermedad es equilibrar los doshas para acabar así con el ambiente propicio en que se desarrollan las bacterias.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *