Guía de viaje a la India

Platos típicos de la India

Cuando se visita un país con una cultura milenaria, la gastronomía se convierte en un atractivo más. India, en esto, no es una excepción. La riqueza de la gastronomía de la India es el resultado de la suma de prácticas culinarias y de ingredientes durante siglos y siglos. Si eres amante de los guisos, las legumbres, el arroz y las verduras encontrarás en la comida de la India una especie de paraíso.

La gran variedad culinaria de la India permite saborear un sinfín de platos muy diversos y preparados de muy distintas maneras, todas ellas fundamentadas en el uso profuso de especias como el cardamomo, el azafrán, el clavo, el jengibre, la cayena o el clavo. Cada Estado o cada zona del país tiene su propia manera de entender la gastronomía y su propia manera de aderezar sus platos. Un ejemplo claro lo encontramos en el uso del picante: en el norte del país, por ejemplo, tienden a hacer platos más picantes que en el sur.

Sea cuales sean los manjares que van a degustar, los habitantes de la India acostumbran a comer en un único plato, comiendo todos los comensales de él y con la mano derecha (la izquierda se utiliza para “cosas impuras”). En los lugares turísticos, sin embargo, suelen servirse cubiertos para que los visitantes más escrupulosos puedan comer a gusto.

La riqueza gastronómica de la India hace que escoger una serie de platos entre las comidas típicas del país no resulte una tarea sencilla, pero en este artículo vamos a señalar algunos de los más típicos e importantes platos de la India.

Entrantes indios

Entre los entrantes típicos de la India encontramos los siguientes:

  • Samosa. Uno de los entrantes indios más famosos son las samosas. Las samosas son una especie de empanadas de forma triangular que en su interior poseen un relleno de patata acompañado de verduras (cebolla, guisantes, etc.) y aderezadas con comino o con alguna otra especia picante. Este plato de la India (propio de la India y también de países cercanos como el Tíbet o el Pakistán) típicamente vegetariano (aunque también pueden encontrarse con pollo) posee una masa exterior crujiente y se sirve frito.
  • Masala Dosa. La masala dosa, otro de los platos típicos de la India, es algo así colmo una fina y crujiente crepe rellena de patata, cebolla, arroz o lentejas elaboradas a fuego lento y aderezada con especias como la cúrcuma, el cilantro o el curry. El masala dosa se puede encontrar tanto en los restaurantes como en los puestos de comida callejeros.
  • Pakora. Esta comida típica de la India se elabora picando verduras como pueden ser la coliflor, el pimiento verde, la patata o la cebolla (juntas o por separado) aderezadas con cilantro, cominos u otras especias picantes. Realizado el aderezo, esta mezcla se sumerge en una tempura de harina de garbanzos para, a continuación, freírla creando una especie de albóndigas.
  • Papad. El papad es una torta de harina de lentejas que, muy fina, se condimenta con pimienta negra y cominos.

Otros entrantes propios de la comida típica de la India son los idli (tortas de arroz y lentejas), el pani puri (buñuelos crujientes rellenos de salsa de agua con especias, patata, cebolla y garbanzos), los bonda (bolas de patatas fritas con especias) o los típicos khandi del estado de Guyarat, unos rollitos hechos con requesón, harina, jengibre y cúrcuma.

Platos principales típicos indios

La gastronomía de la India tiene una amplia variedad de platos principales. Algunos de los más típicos son los siguientes:

  • Kashmiri Aloo Dum. La patata es la base de este plato típico de la India propio de la región del Kashmir. Frita la patata, se cocina después lentamente en una salsa especiada muy característica que da al plato un sabor muy especial.
  • Pollo Tandoori. La receta de este plato de la gastronomía de la India es muy sencilla. Basta con marinar el pollo durante 12 horas en una mezcla de yogur, zumo de lima, ajo, jengibre, cúrcuma, canela, comino, cilantro, cayena y pimienta negra. Tras marinar el pollo, éste debe meterse en el horno. La mezcla en la que se marina el pollo puede variar de una región de la India a otro.
  • Dhal. El ingrediente principal de esta comida india son las lentejas. Este plato se prepara sofriendo en primer lugar cebolla muy picada junto a cominos, tamarindo, jengibre, cúrcuma, una pizca de asafétida, cilantro seco y pimienta roja picante molida. A ese sofrito se le añaden las lentejas y se pone a cocer. Una vez las lentejas están blandas, para acabar este plato típico de la India hay que añadir al mismo canela y un poco de ajo y perejil majado.
  • Biryani. Cocinado con cordero, este plato de la gastronomía de la India suele ser un plato habitual en las fiestas musulmanas. Son muchos los musulmanes de la India que consumen este plato cuando, por ejemplo, finalizan el Ramadán. También se puede cocinar con otros tipos de carnes. En esencia, el biryani se elabora con arroz, vegetales, carne y yogur. Entre las especias que se utilizan para elaborar esta comida de la India encontramos la canela, el cardamomo, los clavos, el laurel, el coriandro y la menta. Elaborado en cacerola, cada región acostumbra a dar su toque personal a este plato típico de la India.

Junto a estos platos principales de la comida típica de la India podemos encontrar también el sambar (plato típico del sur del país que consiste en un caldo picante de lentejas), el alu gobi (patatas guisadas con coliflor), el rogan josh (cordero al curry), el egg curry (huevos cocidos con salsa elaborada con cebolla, ajo, guisante, tomates, cilantro y tamarindo, entre otros ingredientes) o el meen pollichatu, un plato típico de Kerala que se elabora con pescado cocinado en hojas de plátano.

Un plato típico de la India muy popular entre las personas que visitan la India es el uthapam, conocida también como la pizza india. La pizza india tiene una base de masa de harina de lentejas y harina de arroz con jengibre que se cocina en forma delgada y que acostumbra a estar rellena. La uthapam se suele servir con tomates y con una salsa de cebolla con mezcla de verduras. Esta comida típica de la India suele gustar a aquellos visitantes de la India a los que no les gusta el picante.

Postres típicos de la India

Una buena comida debe acabarse con un buen postre. La cocina típica de la India no escapa a esta norma. Entre los postres típicos que un viajero a la India puede encontrar destacamos los siguientes:

  • Jalebi. Este postre típico de la India tiene un postre en forma de flor o espiral. Los jalebi están realizados con harina maida, azúcar y aceite y están bañados en un almíbar con azafrán, cardamomo y limón. A los jalebi se les conoce también como zulbia y se pueden servir tanto fríos como templados. Este postre típico de la India se suele acompañar con zumo de lima o de limón y, en ocasiones, con agua de rosas.
  • Mithaa paan. El mithaa paan es un postre típico del norte de la India. En zonas del Rajastán y en poblaciones como Bombay o Agra se puede degustar este postre elaborado con una hoja de betel aderezada con ingredientes dulces como el hinojo azucarado, el coco o el cardamomo.

Otros postres típicos de la cocina de la India son el gaajar halwa (dulce de zanahorias, leche y frutos secos), el kheer (arroz con leche), el modak (los pasteles de coco y harina de arroz), el kulfi (helado de leche, almendras y pistachos) o el barfi, una pasta azucarada hecha de leche y azúcar con nueces, cardamomo o almendras.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *