Ayurveda

Ayurveda y cosmética

Estamos acostumbrados a asociar el concepto de Ayurveda con el de alimentación. Así, sabemos de la obligatoriedad de introducir en nuestra dieta una serie de alimentos para que, gracias a ello, ésta cumpla los principios ayurvédicos y nos permita regular y equilibrar nuestros doshas. A tal fin hemos dedicado más de un artículo en este blog.

Pero Ayurveda no sólo presta atención al interior de nuestro cuerpo. También presta atención a su envoltorio. La piel, así, se convierte en objeto de la atención ayurvédica y los principios del Ayurveda determinan la creación de un tipo de cosmética, la cosmética ayurvédica, que, basada en aceites y esencias naturales de origen vegetal, se utilizan para equilibrar el organismo.

El primer mandamiento que debe cumplir cualquier producto de cosmética ayurvédica es el de carecer en su formulación de cualquier tipo de conservante, aditivo o sustancia que pueda resultar nociva para la salud. La manera de comprobar eso es leer la etiqueta de los ingredientes del producto. Estas etiquetas deben ajustarse a lo que se conoce como normas INCI (International Nomenclature of Cosmetic Ingredients). ¿En qué consisten, básicamente, dichas normas? En clasificar los ingredientes dentro de la etiqueta en función de la cantidad incluida en el producto y siempre de mayor a menor. Si existen productos naturales, éstos estarán, obligatoriamente, nombrados en latín.

A la hora de leer los ingredientes de un producto de cosmética resulta complicado distinguir los ingredientes que podrían ser calificados de “dudosos”. Para evitar complicaciones, lo más sencillo y recomendable es optar por los productos certificados ecológicos. Una vez hecho esto podrás escoger un cosmético libre de conservantes, aditivos o sustancia que, según los principios de Ayurveda, pudiera resultar perjudicial para la salud.

Según Ayurveda, cada punto de la piel está conectada con el resto de tejidos del organismo. Así, cualquier tipo de estímulo o de masaje que la piel reciba servirá para equilibrar y balacear los músculos, la sangre, los huesos, los nervios…

Los doshas y la piel

Algo que debemos saber antes de escoger un cosmético ayurvédico para nuestra piel es cuál es nuestro dosha dominante, ya que cada dosha determina un tipo de piel diferente. Las características de cada tipo de piel según Ayurveda son las siguientes:

  • La piel Vata, por ejemplo, es una piel pálida, fina y comúnmente seca (aunque puede ser normal). Vata, dominado por el elemento aire, proporciona una piel de poros cerrados y sensible al frío. Poco sensible al sol, la piel Vata es una piel sujeta a la deshidratación y al envejecimiento precoz.
  • La piel Pitta, dominada por el elemento fuego, es una piel clara e irritable que es muy sensible tanto al calor como al frío. Con tendencia al acné, la piel Pitta suele ser una piel pecosa. La persona con piel Pitta acostumbra a lucir poros dilatados en nariz, barbilla y frente.
  • Finalmente, la piel Kapha es una piel húmeda, gruesa y grasa. Agua y tierra son los elementos naturales predominantes en la piel de este dosha. Aunque con apariencia de hidratada y elástica, la piel Kapha suele presentar problemas dermatológicos tales como los puntos negros o el exceso de sebo. Este tipo de piel acostumbra a ser sensible al frío húmedo. Por el contrario, la piel Kapha no es sensible al sol.

Atendiendo a las características de nuestra piel, Ayurveda define los cuidados que le corresponden. Dichos cuidados (es decir, los cosméticos ayurvédicos que se apliquen) deberán fundamentarse en el uso de ingredientes procedentes de la naturaleza como pueden ser las plantas, las flores, los frutos, la miel, etc. Los activos extraídos de estas plantas pueden aplicarse solos (en aceites de masaje, por ejemplo) o mezclados entre ellos para, así, obtener mascarillas faciales, tintes vegetales, limpiadores naturales, etc.

Entre las marcas especializadas en la producción de cosméticos ayurvédicos destacan las siguientes:

  • Himalaya. Esta marca de cosméticos ayurvédicos fue creada en 1930 en Dehra Dun. Himalaya comercializa una amplia gama de productos de higiene personal y cremas, así como de medicinas herbales. Entre los productos estrella de esta marca de cosmética natural figuran la pasta de dientes, el bálsamo labial y la arcilla. Esta última es muy útil para luchar contra el acné.
  • Biotique. Biotique, creada por Vinita Jain en 1992, está especializada en la producción de esencias. Asesorada por laboratorios suizos, esta marca ha conseguido cosméticos ayurvédicos con una textura más refinada. Entre los productos fabricados por Biotique podemos encontrar la crema hidratante de germen de trigo, el exfoliante de papaya o una magnífica colección de cosmética infantil y para pieles sensibles.
  • Kama Ayurveda y Forest Essentials, perteneciente en un 15% a la marca de cosmética estadounidense Estée Lauder, son, de entre las marcas destinadas a la producción de cosméticos ayurvédicos, las marcas más sofisticadas. Jabones naturales, lociones de jazmín, agua de rosas, máscara facial de sándalo… los cosméticos ayurvédicos pueden encontrarse en los mercados más exclusivos de Delhi, Bangalore y Mumbai y también en los grandes centros comerciales.

Junto a los producidos por las marcas mencionadas también podemos destacar los cosméticos ayurvédicos producidos por firmas como Jeevan Ayurveda, Pratima Skin care o Joshi’s Holistic Skincare.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *