Ayurveda

El masaje Champi

masaje ayurvédico del cráneo

El Ayurveda no es concebible sin la existencia en él del masaje. El masaje desempeña, dentro del Ayurveda, un rol esencial. Sirve para prevenir y tratar patologías y cumple una tarea fundamental: la de mantener cuerpo y mente sanos y jóvenes, en plenas facultades.

Entre todos los tipos de masajes, hay uno que en Ayurveda adquiere una relevancia especial. Ese masaje es el masaje Champi o Shiroabhyanga, un masaje craneal que tiene efectos beneficiosos para todo el organismo.

El término Shiroabhyanga está formado por la unión de dos conceptos: Shiro, que significa cabeza, y abhyanga, que significa masaje. El término Champi, por su parte, significa “fricción”. Al utilizarlo, pues, estamos haciendo referencia directa a la característica principal de la forma de aplicar este tipo de masaje ayurvédico.

En sus orígenes, el masaje Champi era parte del ritual de belleza femenino. Las mujeres indias lo realizaban para cuidar de la salud del cuero cabelludo y, con ello, conseguir un cabello más sano y hermoso.

En este artículo de India Mágica vamos a destacar la importancia del masaje Champi y vamos a realizar un listado de los beneficios que se derivan de su práctica y aplicación.

Garantía de relax

Lo primero que hay que destacar del masaje Champi es que está centrado en una parte fundamental del cuerpo: la cabeza. De hecho, es en la cabeza donde se encuentran todos nuestros sentidos. En la cabeza tenemos la piel y experimentamos, al igual que lo hacemos en el resto del cuerpo, el sentido del tacto, pero no hay que olvidar que es en ella en exclusiva donde tenemos el oído, la vista, el olfato y el gusto; y es en ella, también, donde se halla el cerebro, órgano central de nuestra capacidad de sentir.

El masaje Champi puede realizarse formando parte de un masaje integral ayurvédico o Abhyanga o bien por separado, en una sesión únicamente centrada en él y que tenga como objetivo principal el conseguir la relajación de la persona que lo recibe.

Al aplicar el masaje Champi, lo que estamos consiguiendo es actuar sobre los flujos sanguíneos y linfáticos, aumentándolos gracias a las fricciones y presiones que se realizan no solo sobre el cráneo, sino también sobre el cuello y los hombros. Al mejorar la oxigenación cerebral gracias a ese aumento del flujo sanguíneo lo que estamos consiguiendo, también, es reducir la presión sanguínea.

Cuando se aplica el masaje Champi se actúa directamente sobre los puntos marma o puntos vitales de cabeza, cara y cuello. Así, el masaje Champi sirve para eliminar los bloqueos que pudieran existir en esos puntos. Al eliminar dichos bloqueos, lo que el masaje Champi está favoreciendo es que la persona se sumerja en un estado de gran relajación.

A la hora de aplicar un masaje Champi no solo hay que tener en cuenta los movimientos que las manos que realizan el masaje ejecutan sobre el cráneo, el cuello y los hombros de la persona masajeada. Como en cualquier masaje ayurvédico, además de dichos movimientos alcanza una importancia capital el uso de algún tipo de aceite esencial que favorezca la obtención de los beneficios buscados con la aplicación de este masaje craneal.

De entre los tipos de aceites esenciales más utilizados a la hora de aplicar un masaje Champi podemos destacar los siguientes:

  • Aceite de sésamo. Este aceite esencial actúa fundamentalmente sobre el sistema nervioso y sirve para equilibrar el Dosha Vata.
  • Aceite de coco. El coco es un fruto muy valorado en Ayurveda. Su aceite esencial sirve para cuidar de la salud tanto del cabello como de la piel y sirve, además, para equilibrar el Dosha Pitta.
  • Aceite de mostaza. Este aceite esencial se usa en Ayurveda para equilibrar el Dosha Kapha.

Beneficios del masaje Champi

Como hemos indicado anteriormente, el masaje Champi se emplea principalmente para lograr un estado de bienestar, relajación y tranquilidad. Pero los beneficios del masaje Champi van mucho más allá de la simple (aunque importante) consecución de ese estado de relax del que hablamos. Entre dichos beneficios figuran:

  • Alivio de los dolores de cabeza y de la fatiga visual.
  • Aumento de la concentración y de la lucidez mental gracias al aporte de oxígeno al cerebro.
  • Sedación del sistema nervioso central.
  • Alivio de los dolores de cabeza, cuello y hombros.
  • Mejora de los trastornos del sueño. Al inducir el sueño profundo, el masaje Champi es muy bueno para tratar casos de insomnio.
  • Alivio del cansancio.
  • Alivio de la tensión mental y emocional.
  • Alivio de la ansiedad.
  • Alivio del estrés.
  • Reduce la hipertensión arterial.
  • Favorecimiento de la eliminación de toxinas.
  • Mejora de la sinusitis.
  • Relajación del cuero cabelludo.
  • Relajación del cuerpo.
  • Mejora de la oxigenación de la piel, por lo que es muy útil para tratar desequilibrios de la piel como pueden ser la psoriasis, la dermatitis, etc.
  • Mejora de la circulación sanguínea.
  • Fortalecimiento del pelo. El masaje Champi, realizado con el aceite esencial indicado, sirve para nutrir e hidratar el cabello. Al mismo tiempo, sirve para tratar la sequedad, la caspa y los picores del cuero cabelludo, así como para prevenir las canas y la calvicie.
  • Activación del retorno sanguíneo y linfático.

Como vemos, son muchos los beneficios del masaje Champi. Para que estos beneficios se hagan patentes no basta, sin embargo, con realizar un único masaje. Como todo tratamiento ayurvédico, será el establecimiento de una rutina lo que permitirá obtener los beneficios señalados. Así, toda persona debería disfrutar de un masaje Champi de una forma periódica. Si esto no fuera posible, la persona debería aprender las nociones básicas de este tipo de masaje para, así, poder auto-aplicárselo en casa cada cierto tiempo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *