Ayurveda

Los vegetales en la dieta ayurvédica

Los vegetales ocupan un lugar preeminente en la dieta ayurvédica. Cuerpo y mente las necesitan para funcionar correctamente. Los principios activos y los nutrientes que nos aportan los vegetales no podemos encontrarlos en otros alimentos. Gracias a ellos, además, obtendremos las fibras necesarias para mantener en forma nuestro tracto digestivo. El cuidado del tracto digestivo y, con él, de la flora intestinal o microbiota, es fundamental para gozar de una buena salud. Sin una flora intestinal sana es imposible gozar de buena salud. Por eso, y por el alto valor biológico que poseen debido al aporte que realizan de minerales, carbohidratos, ácidos grasos y aminoácidos esenciales, los vegetales tienen una importancia capital en la dieta ayurvédica.

Ricas en vitaminas y bajas en calorías, preparadas de manera adecuada, las verduras y vegetales son fáciles de digerir y tienen la virtud de aportar un largo listado de nutrientes a nuestro organismo sin por ello aportarle masa pesada.

Otra de las virtudes de los vegetales es su amplio rango de sabores y la facilidad con la que combinan con la mayoría de alimentos. Los vegetales pueden ser dulces como lo es la calabaza o picantes como lo son los berros, amargos como ciertas verduras verde oscuro o astringente como los espárragos. Por poder ser, los vegetales pueden llegar a ser hasta levemente salados. Basta con probar el apio para comprobarlo.

A la hora de introducir los vegetales en nuestra dieta debemos tener presente algo que es una de las leyes máximas del Ayurveda: el hecho de que cada uno de nosotros es único y, por tanto, tiene unas necesidades nutritivas particulares y diferentes a la del resto de personas. Así, cualquier persona que desee seguir una dieta ayurvédica que resulte beneficiosa para su salud y le aporte los nutrientes necesarios debe tener en cuenta su dosha. El dosha de una persona determinará qué tipos de alimentos son los más idóneos para ella. Este principio básico de la alimentación ayurvédica determina, pues, qué vegetales son los más adecuados para cada dosha. En este artículo vamos a realizar un listado básico de cuáles son las verduras y vegetales indicados para cada uno de esos dosha.

Vegetales para Vata

Si tu dosha es Vata deberás incluir en tu dieta vegetales como el aguacate, la remolacha, los puerros, las calabazas, las zanahorias (aunque no en jugo) o las cebollas, siempre que estén bien cocinadas.

Junto a estos vegetales que no deberían faltar en la dieta de la persona Vata, hay otros que, en pequeñas cantidades, también deberían formar parte de ella. Esos vegetales serían, entre otros, el brócoli, la coliflor, el apio, el pepino, la berenjena, la berza, los champiñones, las patatas, las espinacas, el calabacín o los rábanos. Por su parte, la lechuga puede comerse cruda.

Entre los vegetales que la persona con dosha Vata debería evitar están las alcachofas, los germinados, la col, los espárragos o los guisantes.

Vegetales para Pitta

¿Qué vegetales debería incluir obligatoriamente en su dieta la persona Pitta? Los siguientes: alcachofas, espárragos, germinados de alfalfa, brócoli, coles de Bruselas, apio, coliflor, pimiento, melón amargo, pepinos, pimientos verdes, champiñones, calabaza, calabacín, berza o lechuga.

También presentes en la dieta Pitta, aunque en pequeñas cantidades, deberían figurar el aguacate, la remolacha, la berenjena, las zanahorias, las patatas, las espinacas, los tomates y el ajo, aunque éste último la persona Pitta debe tomarlo siempre bien cocido.

Por su parte, la cebolla cruda, los rábanos, la pasta o la salda de tomate, los chiles picantes, las hojas de mostaza y, en general, cualquier vegetal que pueda tener un sabor picante debe ser evitado por la persona Pitta, pues el ingerir ese tipo de vegetales fomentaría el desequilibrio de su dosha.

Vegetales para Kapha

Los vegetales y verduras que mejor le sientan a Kapha son, entre otros, los pimientos, el brócoli, la col, la coliflor, las coles de Bruselas, el apio, las zanahorias, los espárragos, la berza, la lechuga, los guisantes, las espinacas, las cebollas, las patatas y los rábanos.

En pequeñas cantidades, la persona Kapha debería introducir en su dieta los tomates y los champiñones, excluyendo completamente de ella el pepino, la remolacha, la berenjena, el calabacín o la calabaza.

Vegetales para una dieta tridóshica

Finalmente, hay personas que tienen dudas acerca de su dosha. A la hora de decidir qué vegetales introducir en su dieta y qué vegetales no, estas personas deben guiarse por la siguiente lista tridóshica:

  • Vegetales de obligatoria introducción en la dieta: brotes de soja, germinado de girasol, coliflor, perejil y patatas.
  • Vegetales que deben tomarse en pequeñas cantidades: alcachofas, espárragos, remolacha, aguacate, brócoli, coles de Bruselas, col, apio, zanahorias, berenjena, ajo cocinado, berros, puerros, champiñones, cebolla, pimientos, calabaza, rábanos, tomates y nabos.
  • Vegetal que debe evitarse siempre: el chile picante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *